Archivo del sitio

Los hijos de la vida

imaginación...creatividad...evolución

Imaginación…creatividad…evolución…vida

Tus hijos no son tus hijos
son hijos e hijas de la vida
deseosa de si misma.

No vienen de ti, sino a traves de ti
y aunque estén contigo
no te pertenecen.

Puedes darles tu amor,
pero no tus pensamientos, pues,
ellos tienen sus propios pensamientos.

Puedes abrigar sus cuerpos,
pero no sus almas, porque ellas,
viven en la casa del mañana,
que no puedes visitar
ni siquiera en sueños.

Puedes esforzarte en ser como ellos,
pero no procures hacerlos semejantes a ti
porque la vida no retrocede,
ni se detiene en el ayer.

Tú eres el arco del cual, tus hijos
como flechas vivas son lanzados.

Deja que la inclinacion
en tu mano de arquero
sea para la felicidad.

Poema: Tus hijos no son tus hijos de Kahlil Gibran
Fuente: Un mensaje para ti

No le evitéis a vuestros hijos las dificultades de la vida, enseñadles más bien a superarlas. (Louis Pasteur)

votar

Leyendo en los labios vecinos

Señales del corazón en los labios

Señales del corazón en los labios

Un guerrero sabe que sus mejores maestros son aquellas personas con las que comparte el campo de batalla.

Es peligroso pedir un consejo. Pero es mucho más arriesgado darlo. Cuando él necesita ayuda, procura ver cómo sus amigos resuelven – o no resuelven – sus problemas.

Si busca inspiración, lee en los labios de su vecino las palabras que su ángel de la guarda quiere transmitirle.

Cuando está cansado o solitario, no sueña con mujeres y hombres distantes; busca a quien está a su lado y comparte su dolor o su necesidad de cariño, con placer y sin sentimiento de culpa.

Un guerrero sabe que la estrella más remota del Universo se manifiesta en las cosas que están a su alrededor.
Extracto del Manual del guerrero de la luz (Paulo Coelho)

Dios no escucha vuestras palabras, salvo cuando él mismo las profiere a través de vuestros labios. (Khalil Gibran)

Unos labios ardientes nunca mienten

votar

Mare Nostrum

Mi paisaje favorito de Catalunya

Mi paisaje favorito de Catalunya

Las palabras son lágrimas escritas. Las lágrimas son palabras que necesitan llorar. Sin ellas, ninguna alegría tiene brillo, ninguna tristeza tiene final.

Por lo tanto, gracias por tus lágrimasMare Nostrum
Extracto del libro Aleph, Paulo Coelho.

Nuestro mar: Mare Nostrum

El Mare Nostrum es un mar curioso, no muy extenso (comparado con ciertos oceanos) y prácticamente hermético. Por milenios, ha sido cuna de algunas de las más grandes civilizaciones de la historia. Sus aguas han bañado a poetas inmortales y a faros que fueron guía para la humanidad.

Su esencia entrega a todos los que somos bañados por él, una luz única en el mundo, un aroma especial de oleajes y relieves, un murmullo peculiar de brisas y vegetación, un pigmento ligeramente dorado en la piel , el gusto por una gastronomía compartida en toda su ribera… a la fin, una forma de saborear la vida totalmente singular.

Mi mar: el Mediterráneo

Nunca sabemos con certeza donde nos llevará la vida, pero sea donde sea que me lleve mi existencia (y cualquiera que sea su prolongación) la esencia del mar Mediterráneo continuará siempre conmigo, en lo más profundo de mi intuición. Este mar me enseñó a nadar… y también que sus lágrimas eran una pura extensión de las de mi corazón.

Siempre que me baño en sus aguas, me dejo flotando en él, boca arriba, con las manos en cruz. Comienzo a sentirlo… y me abandono. Dejo mis ojos entreabiertos mientras centelleos de sol, agua y rocas me deslumbran. Siento como abraza mi piel erizada con su cálida frescura. Escucho su rumor entre sordo y tintineante. Respiro y saboreo su eterno salitre. Sus lágrimas y las mías se fusionan en un único corazón. Donde no llegan las palabras… siempre llegarán las lágrimas.

Debe haber algo extrañamente sagrado en la sal: está en nuestras lágrimas y en el mar. (Khalil Gibran)

Al mar (Mediterráneo) según Manel

votar

Viaje al corazón de la tormenta

Viaje al Corazón de la Tormenta

Viaje al Corazón de la Tormenta

Una obra con un título como éste, antes de leerla, ya ha conseguido robarte el corazón. Todo viaje implica algún tipo de cambio: algo desaparece en tu interior para reaparecer bajo otra forma. Si además el viaje es hasta el mismo centro de la tormenta, la transformación, si la sobrevives, pasa a ser de índole vital.

La autobiografía como catarsis

No se muy bien porqué pero es constatable que, con sospechosa frecuencia, los autores de Cómic plasman su propia vida en alguna de sus obras. Este extraordinario Cómic contiene el relato autobiográfico del mismísimo Will Eisner, una leyenda viva en el Arte de la novela gráfica.

Supongo que, en un momento dado, purgar tu consciencia a través de tu propia obra te permite cerrar y/o pasar página en tu vida. Y eso tiene un sentido más profundo para un autor de novela gráfica, disciplina en la cual el formato de página tiene un significado notoriamente mayor.

El doble viaje

Este viaje es doble: uno físico y otro a través de la memoria. El viaje tangible es en tren y lleva a Eisner al centro de adiestramiento que le servirá de trampolín para sumergirse en la Segunda Guerra Mundial. La tormenta perfecta se atisba en el horizonte.

Pero los viajes en tren tienen un poderoso sentido de evocación y Eisner, mientras se desplaza hacia lo incierto (y no hay nada mas incierto para la vida de uno que una guerra) rememora su vida y la vida de los suyos: su familia y su etnia, la judía.

Es en ese viaje intangible donde el autor repasa su existencia a través de una tormenta de recuerdos. Una tormenta más trascendente que cualquier otra, en la cual hace balance de su origen y de su destino. Una que vislumbra en la cercanía, y no en la lejanía, la posibilidad de la muerte.

Por muy larga que sea la tormenta, el sol siempre vuelve a brillar entre las nubes. (Khalil Gibran)

Si te ha interesado esta entrada, también te puede interesar:

votar

A %d blogueros les gusta esto: